19.04.19
Viernes | 03:58 hs

Los 24 tucumanos caídos en Malvinas, inmortalizados en Yerba Buena

Este martes la Municipalidad dejó inaugurada una placa conmemoratoria en honor a los comprovincianos que dieron su vida para defender la Soberanía Nacional. GALERÍA DE FOTOS.
Un centenar de vecinos disfrutó este martes por la mañana del desfile cívico-militar en honor a los veteranos y caídos en la Guerra de Malvinas. De la cita participaron también agrupaciones tradicionalistas y de gauchos, que marcharon junto a soldados del Ejército Argentino y a ex combatientes.

La jornada estuvo marcada por la emoción. En la ocasión se descubrió una placa conmemoratoria que lleva grabados en su superficie los nombres de los 24 tucumanos caídos en batalla durante el conflicto, todos durante el hundimiento del ARA General Belgrano. La estructura fue emplazada en avenida Presidente Perón al 1.600, a metros del Monumento a los Veteranos y Caídos.


Asistieron al desfile el intendente Mariano Campero y su Gabinete municipal, además de la senadora nacional y candidata a Gobernadora por el frente ‘Vamos Tucumán’, Silvia Elías de Pérez.


La noche anterior, un grupo de ex combatientes participó de la vigilia y entonación del himno Nacional que se realizó en la rotonda de Horco Molle.


Un 2 de abril, pero de 1982, tropas de las Fuerzas Armadas Argentinas desembarcaron en las Islas Malvinas con el objetivo de recuperar la soberanía que había sido arrebatada por Gran Bretaña desde 1833. El conflicto se extendió durante dos meses y doce días. El 14 de junio de 1982 la guerra finalizó con la rendición de las tropas argentinas. En el Reino Unido la victoria en el enfrentamiento ayudó a que el gobierno de Margaret Thatcher fuera reelegido en los comienzos del año siguiente. En la Argentina, se precipitó el final de la dictadura militar que gobernó el país desde 1976 y que había tenido a Leopoldo Galtieri como presidente de facto, responsable de haber declarado la guerra aun cuando la condición del país era mucho inferior a la de Gran Bretaña y la derrota era previsible.


Fotos del desfile